Asociación Española Guías y Scouts de Europa

  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size

Técnica - Seguir la pista

Correo electrónico Imprimir PDF

La técnica del "rastreo" es, quizá, tan antigua como el hombre. Si no, decidme qué hubieran hecho nuestros antepasados del paleolítico superior de no haber sabido distinguir de una huella de ciervo a una de oso de las cavernas. Seguramente hubiera perecido entre las fauces de éste último.
En el Escultismo, y sólo hay que leer Escultismo para muchachos para darse cuenta de ello, constituye una de las técnicas "reina", pues ejercita y favorece capacidades tales como la observación, la atención o de deducción, entre otras. Pero, ¿sabemos hacer buen uso de esta práctica?

CÓMO TRAZAR UNA PISTA

El rastreo es un arte interesante que nos puede ser de mucha utilidad en determinadas circunstancias. Es una práctica muy bonita si se hace bien. Aquí tienes una serie de reglas ele-mentales para trazar bien una pista:

- Pista natural.- Puede trazarse algo difícil, pero no imposible de encontrar. Necesariamente hay que dejar huellas de nuestros pasos más o menos visibles y relativamente seguidas. Pa-ra ello, no podremos salirnos del sendero, caminar por hierba o por las piedras. Pensemos que el que nos ha de seguir no es precisamente un rastreador Masai.

- La pista se iniciará con la señal adecuada ("marcha rastreando") puesta en un punto convenido

- Pista artificial.- Tiene por objeto guiar al que viene detrás, no a confundirlo o despistarlo. Ha de marcarse con discreción, para que no destaque a la vista de cualquier persona que pase por allí, pero no tan escondida que no la encuentre el que deba seguirla.

El proceso es muy sencillo:

- Poner en el lugar convenido la señal que inicia la pista.

- A lo largo de la pista, poner tantas señales como sean necesarias, pero ninguna su-perflua.

- Utilizar las señales apropiadas.

- Atención especial a los cruces de caminos, vados, bifurcaciones, etc.

- Situar las señales siempre en el mismo lado del camino (derecho o izquierdo).

- Cuando se utilicen señales hechas con medios naturales (ramas, piedras, hierbas), cuidar de que no se confundan excesivamente con lo que las rodea.

- En puntos muy complicados dejar mensajes aclaratorios.

- No poner ninguna señal a mayor altura de un metro del suelo.

- Marcar la pista pensando que el que viene detrás no conoce el camino. Pensar cuá-les serán sus dudas.

- Por último, realizar un plan de trabajo antes de marcar las pistas.


CÓMO SEGUIR UNA PISTA

De igual manera, los que siguen una pista también deben tener en cuenta algunas con-sideraciones:

- Marchar lo suficientemente rápido como para que no se les escape alguna señal.

- En caso de duda, procurar ponerse en el lugar del que marcó la pista.

- Recordar exactamente el lugar de la última señal, pues si se pierde la pista habrá que retroceder hasta allí para reencontrar el rastro.

- Pensar que una señal puede haber desaparecido después de haber sido trazada por cualquier circunstancia.

- No buscar señales donde lógicamente no deban existir.

- Si no somos lo últimos en seguir la pista, dejar intactas las señales. Si se es el últi-mo, borrarlas cuidadosamente.

En caso de juegos competitivos entre patrullas, es conveniente que tanto lo que marcan las pistas como los que las siguen, anoten en un papel todos las señales, puestas y encontra-das, para así poder comparar al final los resultados, lo que servirá de base al jefe de juego para otorgar la puntuación o victoria.

Comisaría Nacional Scout

Asociación Española Guias y Scouts de Europa. Miembro de la Federación de Escultismo Europeo - FSE

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.